Expo Personal «Concierto para un pecado» Enero-2009

portadaLas artes plásticas en la provincia, se multiplica, se relaciona e interactúa con lo verdaderamente sui-géneris y autentico de las vanguardias artísticas más activas y contemporáneas de nuestro polisémico contexto histórico.

Los jóvenes como fieles protagonistas de nuestra realidad social, asumen con firmeza creativa el rol que les corresponde desde una visión crítica. Las creaciones de estos tiempo transita de la fantasía a los sueños de las realidades vividas hasta las más añoradas utopías. Ser consecuente con las ideas es ser fiel a nuestra realidad, es la coherencia entre pensamiento palabra y acción, acción que se concreta en la calidad creativa de las obras que se presenta cotidianamente en espacios públicos, comunidades y salas expositoras.

Concierto para el orden, desde la composición plástica, no musical y de común acuerdo con la técnica y sus temáticas, se presenta esta expresionista y colorística muestra personal del joven pintor Carlos Miguel Ramos Lazaga quien hace su primera exposición personal en la galería “Arturo Regueiro”, después de intensas presentaciones en varios centros universitarios de la provincia.

La diversidad cromática utilizada, lo acercan acertadamente al concierto para un pecado que colorísticamente lo sitúan como eterno pecador de sus más insatisfechos y deseados sueños, travesías infantiles, e ilusiones ya perdidas por el tiempo y las obligaciones del oficio. La combinación de líneas, áreas y colores ilustran temáticas recurrentes, apegadas al deporte y a la dulce y eterna melodía de la flauta y el saxofón.

Pecar en este concierto de formas, luces y sombras puede ser momento obligado para todo ser humano practicante de la religión en la que nos envuelve contagia y seduce la magia del arte.

Diesises óleos sobre lienzo conforma la muestro, el formato con dimensiones muy variable logran que sus composiciones resulten dinámicas, en la que cada personaje representado interactúa con los espectadores, sintiéndose parte de cada escena reflejada. Concierto para la reflexión y el análisis sobre presupuesto técnicos sin excesos, con un lenguaje sencillo puede ser comprendido por todo tipo de público.

El artista con humildad pero sin ingenuidad, transita por una etapa de reconocimiento y experimentación técnica, que desde la superación y constancia creativa de seguro lo harán viajar por las complejas avenidas de la creación contemporánea en vueltabajo.

Carlos miguel, se nos presenta con un discurso muy particular que linda entre lo naif y lo académico reflejando cada temática sin temores, ni ambigüedades, trabajar en la síntesis de sus composiciones será su próximo reto, para convertir su obra en la fiel imagen de su tiempo.

Que esta oportunidad de presentación, sea solo, el motivo y la inspiración para hacer de sus futuras creaciones plásticas, la necesaria armonía que ilumina el eterno concierto del buen arte, donde el pecado no sea la falta de capacidad para vivir y soñar. (Ver Galería de Imágenes)

Heriberto Acanda Ramos.
21 de enero de 2009

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *