Expo XXVII Salón 14 de Diciembre 2003

Con noble autoría los artistas ofrecen su obra en diversidad de estilos, no para hacerse costumbre sino para consolidar la tradición pictórica ante el auge creacional que se aglomera a las puertas del XXVII Salón 14 de Diciembre, el segundo más antiguo de los salones de esta provincia Guajira, en el que intenta poner con amor y buena fe la primicia, frente a la necesidad humana de ser del arte un bien común, más que un certamen netamente competitivo, donde se debe promover la reciprocidad espiritual tanto del autor de la obra como del que la aprecia.

Aquí están las manos de los que anhelan la consagración y de aquellos más consagrados que aún no han sanado de esa dulce o virtuosa enfermedad que es (ser artista) con la capacidad de mostrar la intensidad del pensamiento como pasto y actitud de la contemplación humana; llena de expectación, de agrado o no, pero la memoria se engendra en el especial donde se unen las motivaciones del nuevo arte cubano contemporáneo. (Ver Galería de Imágenes)

Tercer invierno del nuevo siglo

Atentamente,

Senovio Torres Torres

Comentarios cerrados